Raúl y Marcio Cunqueiro realizaron distintas pruebas en el “Juan Manuel Fangio”

Raúl y Marcio Cunqueiro realizaron distintas pruebas en el “Juan Manuel Fangio”

Tío y sobrino desarrollaron una jornada de intensa de actividad junto con su grupo de trabajo en el circuito chico del autódromo de la ciudad, donde tuvieron un resultado súper positivo de este primer ensayo con el auto para buscar la mejor puesta a punto.

El autódromo “Juan Manuel Fangio” volvió a tener actividad luego de mucho tiempo y en esta oportunidad fue en el circuito chico donde el día miércoles giró el Ford Falcon de la familia Cunqueiro. Fueron casi cinco horas de actividad en el Fangio donde la familia realizó los primeros trabajos en pista con el auto post cuarentena.

El objetivo de estas pruebas, para el auto que habitualmente corre en el Turismo Special de la Costa (TSC), estuvo enfocado en buscar los resultados de todo el trabajo que se le estuvo haciendo en todo este tiempo y asimismo poder analizar cada uno de los tiempos de las respectivas vueltas. También, en este ensayo positivo donde giraron Marcio y Raúl Cunqueiro, se logró verificar y resolver algunos problemas mecánicos menores que surgieron a tiempo y no durante un fin de semana de competencia como puede suceder.

La rapidez de buscar la puesta a punto es porque el equipo tiene como meta para este año estar presente en el arranque del Zonal del Atlántico que será el próximo mes en la ciudad de Mar del Plata.

Con respecto a qué sensaciones tuvieron luego de este ensayo en el autódromo que lleva el nombre del quíntuple campeón del mundo, Marcio reconoció que "fue una prueba linda. Muy provechosa para lo que veníamos a hacer, que era probar todo lo que habíamos hecho durante la pandemia, todos los cambios y lo que eso significa: todo un año con el auto parado”, indicó Cunqueiro quien además resaltó que necesitaban este momento para buscar y detectar cada punto débil que pueda llegar a tener el Ford.

“Nosotros necesitábamos que se caiga lo que se le tenga que caer digamos, y así fue. Tuvimos un problemita de nafta y luego otro con la corriente. Eso nos llevó casi toda la tarde y a lo último apareció una fallita pero por lo menos nos permitió girar. Hicimos el circuito con la chicana vieja y salió un tiempo que pese a estar con el auto fallando no fue malo. Pero hay que seguir mejorándolo porque es un auto muy nuevo" aseguró.

La familia Cunqueiro armó una estructura para atender de manera integral el Ford Falcon con el cual Raúl y Marcio Cunqueiro debutaron a principios de 2019 en el Turismo Special de la Costa. La misma, cuenta con la motorización de “Fito” Díaz mientras que el chasis tiene la atención de Daniel Díaz. Asimismo, la atención de la unidad corre bajo la dirección de Juani Contreras y de un grupo de amigos que trabajan por y para el auto de la misma manera que trabajaban en el Fiat Uno de la Monomarca Fiat.

En relación a eso, Marcio agradeció a todos los que integran su grupo de trabajo. "Quiero agradecer a Juani Contreras que es el encargado del auto, a “Fito” Díaz, a Daniel Díaz, al tío Raúl que es el alma mater de todo, a Jorge Santiago por su predisposición y su buena voluntad. También a todo el grupo de publicidades y a todos los que nos ayudan en estos momentos", cerró el piloto. (Foto: Daniel Erreguerena).